La Asociación de Profesionales, Técnicos y Auxiliares de Salud Pública del Chaco (APTASCH) anunció que, debido al recrudecimiento de la crisis en salud pública, convoca a un paro de actividades para los días 19 y 21 junio.

Los argumentos esgrimidos por la asociación son diversos, y apuntan a poder encontrar soluciones de fondo, reales, concretas e inmediatas a “esta crisis en el sistema sanitario provincial que día a día se agrava, que perjudica a los chaqueños que son usuarios de la misma, que pulveriza salarios de los trabajadores y los hace trabajar en las condiciones más precarias pensadas”, detallaron.

Entre los puntos más destacados del pliego de reclamos elevados por APTASCH, se pide la apertura de negociaciones colectivas en el sector de Salud Pública, una lucha que ya lleva años y nunca se obtuvo respuestas por parte del Gobierno provincial, y sobre lo cual desde la asociación afirmaron que “continuamos luchando por la recuperación del salario, que sigue devaluándose tras el acuerdo salarial del Gobierno con UPCP, y condena a los trabajadores a la pobreza, con sueldos de hambre y con una inflación creciendo que ya se comió el aumento del primer semestre”.

También, piden por una bonificación especial para Salud Publica y el pase a planta del personal precarizado por concurso y con reglas claras, y en ese marco, expresaron que “reclamamos una respuesta integral para los más de 3.000 compañeros precarizados que trabajan en Salud, y que el primer paso de regularización de 700 agentes que nos fue planteado por el Ministro se lleve a cabo de manera justa y transparente”.

“El Gobierno es responsable del conflicto, que se viene agravando en los últimos años y tomó particular velocidad en estos meses del año. La salud pública no puede ser factor de ajuste, como tampoco los trabajadores. Es responsabilidad del Gobierno tomar la decisión política de dar respuestas que se orienten a tener una salud pública de calidad y verdaderamente universal”, finalizaron.